Foodie, Gastronomía, Lifestyle, Slideshow, Viajes

Escapada de lujo en Andorra

Nieve y deportes de invierno, alojamientos acogedores, centros wellness, gastronomía de autor y tiendas que se escapan más allá de las principales vías comerciales. Os recomiendo un breve circuito para disfrutar de un fin de semana en Andorra con todas las prestaciones y comodidades, donde el concepto “lujo” se interpreta desde múltiplos vertientes.

Disfrutar de la nieve

Esta temporada, Grandvalira está de celebración: cumple 15 años de su creación mejorando instalaciones, ofreciendo un gran abanico de servicios y ampliando las actividades de ocio para crear experiencias 360 grados, dentro y fuera de pistas. Algunos de los productos estrella son la escuela de esquí y snowboard donde se ofrece un servicio exclusivo a los clientes que buscan vivencias personalizadas: el servicio Top Class. Un monitor especializado y calificado enseña todos los niveles y las modalidades de esquí y se adapta a las necesidades de cada esquiador. Además, las clases se graban y se visionan a posteriori, permitiendo corregir los posibles errores que se hacen durante las prácticas. Por otro lado, para los que consideran que el lujo es compartir en familia momentos divertidos, la estación andorrana propone actividades como el mushing o entretenidos paseos con trineos arrastrados por perros de competición. ¡Una peculiar excursión en la nieve para todas las edades!

Xavier Salinas: “El lujo es el tiempo”

Invertir en tiempo

Situado en el sector Soldeu-El Tarter, Grandvalira Mountain Club es uno de los servicios más exclusivos de la estación andorrana que permite a sus miembros adheridos beneficiarse de múltiples comodidades como el acceso a las salas VIP equipadas con café, refrigerios y zona de descanso; estacionamiento en zona privilegiada, servicio de conserjería o prioridad en los remontadores, entre otras ventajas. “Vivimos en una sociedad donde el tiempo libre es muy preciado y las empresas tienen que ser capaces de buscar soluciones para eliminar barreras, reducir las incomodidades y evitar pérdidas de tiempos innecesarias. Por mí el lujo es el tiempo”, explica Xavier Salinas uno de los responsables del proyecto Grandvalira.

Álex Orué: “Snow Club Gourmet es un concepto gastronómico para el cliente que aprecia la cocina y busca que lo sorprendan”

El club más sibarita

De los más de 60 puntos de restauración que ofrece Grandvalira, destaca una experiencia en formato efímero: Snow Club Gourmet en Soldeu-El Tarter. Consiste en la organización de cenas planteadas a dos mil metros de altura que se estructuran bajo una temática gastronómica respaldada por marcas de prestigio que ofrecen un bocadito de las últimas novedades en formado show cooking. “Es un concepto gastronómico para el cliente más premium que aprecia la cocina y busca que lo sorprendan”, detalla Álex Orué, director de restauración de Grandvalira- Soldeu-El Tarter. Este año, el maestro de la coctelería, Javier de las Muelas ha elaborado un cóctel ambientado en las finales de la Copa del Mundo de esquí alpino que tendrá lugar a la estación durante el 11 al 17 de marzo.

Elisabeth Pérez: “Tomar una copa de champagne antes o después de una buena comida en un espacio cálido, confortable y con vistas a la montaña, ¿no es un lujo?”

La calidez como máxima

Habitualmente tendemos a asociar el lujo con aquello “caro, sofisticado y exclusivo”. Y no siempre es así. A veces, recae en los pequeños detalles: “Tomar una copa de champagne antes o después de una buena comida en un espacio cálido, confortable y con vistas a la montaña, ¿no es un lujo?”, reflexionan Marc Naudi y Elisabeth Pérez, actuales gerentes del Hotel Naudi. Este alojamiento, que gestiona la tercera generación de una de las familias de Soldeu vinculada a la hostelería, ha hecho un salto cualitativo al estrenar nueva remodelación. La esencia no se pierde: “El Naudi, siempre ha estado, un local referente, marcado por el trato personalizado y el buen servicio, en el que la familia ha estado presente en el día a día del negocio”, dice Elisabeth. La reforma mantiene la antigua fachada de piedra que contrasta con los espacios interiores diáfanos y los elementos decorativos que se mimetizan con el entorno alpino. Tradición y modernidad se dan de la mano.

El paraíso del bienestar

Uno de los servicios que ofrecen muchos hoteles a pie de pista consiste en disfrutar de una experiencia relajante. A casi dos mil metros de altura, el centro Sport Wellness Mountain Spa se posiciona como un paraíso dedicado a la salud y a la belleza personal en un entorno privilegiado con vistas a las pistas nevadas. Piscinas a diferentes temperaturas, bañeras de hidroterapia, jacuzzis exteriores, cabinas para realizar masajes… Todo está pensado para conseguir el máximo bienestar de cuerpo y mente.

Encanto parisino en Los Pirineos

En Andorra la Vella se pueden encontrar “tesoros”, más allá de las tradicionales vías comerciales y los conglomerados de moda de turno. Si una va más allá, existe una oferta de tiendas con encanto que disponen un tipo de moda diferente con marcas exclusivas. Uno de estos pequeños templos es BC Concept Store que recupera la esencia de las boutiques de París en el corazón de Andorra. “Lo más importante es el trato y el producto diferenciado y la mejor recompensa es cuando las clientas, sean de Andorra o de fuera, vuelven y me explican las anécdotas de la ropa que se quedan”, explica la propietaria Carmen López. Firmas como Philosophy, Anine Bing, Tara Jarmon, My Sunday Morning… no faltan en cada temporada. “Selecciono siempre el que tendría en mi armario e intento que las piezas emocionen y sorprendan”, concluye Carmen. Al fin y al cabo, la moda también es emoción.

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.